The DisplayDevice class

There are three main types of display devices: monitors, projectors and TV screens. OpenTK exposes all of them through the same interface: OpenTK.DisplayDevice.

You can use OpenTK.DisplayDevice to query available display devices, discover and modify their properties.

Example 1: discover available devices

using OpenTK;
 
foreach(DisplayIndex index in Enum.GetValues(typeof(DisplayIndex)))
{
    DisplayDevice device = DisplayDevice.GetDisplay(index);
    if (device == null)
    {
        continue;
    }
 
    Console.WriteLine(device.IsPrimary);
    Console.WriteLine(device.Bounds);
    Console.WriteLine(device.RefreshRate);
    Console.WriteLine(device.BitsPerPixel);
 
    foreach (DisplayResolution res in device.AvailableResolutions)
    {
        Console.WriteLine(res);
    }
}

Example 2: set the resolution of the first device to 800x600x32@60Hz:

using OpenTK;
 
devices[0].ChangeResolution(800, 600,  32,60);

Example 3: set the resolution of the second device to 800x600x32 using the preferred refresh rate:

using OpenTK;
 
devices[1].ChangeResolution(800, 600, 32, -1);

Example 4: restore all devices to their default settings

using OpenTK;
 
foreach (DisplayDevice device in DisplayDevice.AvailableDevices)
{
    device.RestoreResolution();
}

OpenTK will try to match your custom resolution to the closest supported resolution. If a specific bit depth or refresh rate is not supported, the current bit depth or refresh rate will be used. If no custom resolution matches the specified parameters, the current DisplayResolution will be used. You can specify a negative number or zero to indicate that a specific parameter is of no interest: for example, specifying a refresh rate of 0 will result in the default refresh rate being used.

Note that it is your responsibility to call RestoreResolution() prior to exiting your application. Failing to call this method will result in undefined behavior.

[Todo: add information about hotplugging support]

Identidad

Un sábado cualquiera.

Se mira al espejo y este le recuerda que las raíces de sus cabellos muestran ya dos dedos de canas. Si no fuera porque no le es agradable escuchar, y durante más de dos horas, lo bien que le va y lo felices que son todas las allí presente, ya habría ido a la peluquería. Además rara es la vez que una desconocida no le pregunta que cuantos niños tiene y al responderle que no está casada, le es muy difícil soportar la cara de pena con la que la mira a partir de ahí. Así que o esperará una semana más o, a las malas, se echará el tinte en casa.

Ducharse se ha convertido en un absoluto suplicio, tocarse sus pechos caídos, sus muslos flácidos… Le recuerda su dura realidad, una realidad que no es capaz de asumir. No es que en otro momento fuera una mujer hermosa, pero ahora, con los años haciendo estragos en su cuerpo, lo es cada vez menos.

En su vida solitaria, solo tres gatos le hacen compañía. Una compañía que escucha todo pero que no responde nada. Un consolador tamaño XL dentro de su coño es lo más parecido a hacer el amor que ha conocido en mucho tiempo. Un coño seco de tanto masturbarse y que pide a gritos que un hombre la acaricie para volver a mojarse. Sin embargo, ya no recuerda la última vez que los ojos de uno la miraron con deseo. Tanto que se le ha olvidado.

De un tiempo a esta parte, se ha hecho asidua del chat de una página de contactos, en la cual se ha creado una nueva identidad. Unas cuantas fotos falsas sacadas de Internet la ha transformado en alguien más joven, más guapa, más culta…Allí puede ser alguien muy diferente, alguien que presume de una tórrida y falsa vida sexual, de ser la mujer liberal que no es y conseguir algo que hace años que le es imposible hacer en su vida normal: gustar al sexo opuesto.

Pero las mentiras tienen las patas muy cortas y siempre, más temprano que tarde, alguien le pide verla por “Skype”. Sus escusas suenan vanas y todo el interés que muestran por ella al principio se desvanece de un plumazo. Con lo que su perfil, deja de ser interesante y todos terminan ignorándola del mismo modo que en su día a día.

No obstante, para resurgir de sus cenizas como el ave fénix, solo precisa buscar de nuevas fotos y darse de alta con un nuevo Nick, con una nueva personalidad. Hasta que alguien descubra que se trata de un plagio, con lo que otra vez, vuelta a empezar.

¿Cuántas veces se ha hundido en el placer onanista por algo que alguno de los miembros del chat le ha dicho que le gustaría hacer con ella? Muchas más de las que ella hubiera deseado. Pues cada vez que alcanza el paroxismo, la realidad regresa para abofetearla. Recordándole que ni es tan joven, ni tan guapa como la mujer que finge ser y que nunca nadie la querrá, porque la primera que se odia es ella.

jovencitas
zoofilia
actrices porno
porno gay

Relocate Very Easily Securely and Economically with Perfect Movers and Packers in Pune

packers and movers in pune
A great deal of sifting corporations are available inside Pune offering their own moving services within customers new house purchase needs. These businesses are providing reputable moving providers inside budget in the shoppers.

These lenders provides high quality supplying as well as unpacking solutions, shifting associated with home items and industrial products, parcel and couriers providers, packages shipping services, dog shifting providers, insurance coverage along with custom clearance products and services.

In addition to these providers professional businesses will also be featuring specific car or truck service provider transfer as well as warehousing services. They then get specifically intended car trailers connected with distinct dimensions to make available secure vehicle shifting services. These businesses pick the auto from customer’s earlier getaway and also insert about car or truck trailers as well as drop at the customer’s brand new property front doorstep without even more launching along with unloading regarding customer’s auto to provide risk-free car provider providers.

Firms have got substantial as well as spacious warehouses in all your significant urban centers in the state. Businesses have numerous warehousing as well as storage companies provider affiliates within various other locations with the country. These types of warehouses tend to be supplied having all most current establishments and also tools required for the actual safe and sound new house purchase task.

Quality skilled Packers and also Movers Pune primarily based businesses have crew involving very well trained and seasoned pros for each unique kind of separation routines. These types of staff are devoted to their particular work in addition to assist most clients tactfully. The majority of respected movers and packers Pune dependent corporations use excellent providing materials with regard to packaging regarding merchandise. All of the supplying tend to be done meticulously with the staff these businesses. A new secure and careful supplying make sure the damage-free distribution connected with items on the clients’ door-step.

With regard to virtually any relocation choose a dependable Packers and also Movers Pune structured firms. A esteemed professional company grips all the issues of your relocation in addition to deliver protected along with in time supply of products your doorstep.
192.168.1.1
packers and movers in bangalore
packers and movers in gurgaon

Una tarde en los cines X

Sólo la vergüenza y el pudor de su hermano podía evitar que abriera la puerta y nos encontrará allí, obscenamente desnudos. En el suelo, encendidos por el sudor, sobre una manta. Yo tenía una novia a la que engañaba con el pretexto de que tenía que trabajar en una futura publicación. A ella le daba igual, o eso me hacía creer. La novia sufría la realidad que imaginaba, el hermano protector no quería que su hermana sufriera las miserias de los engaños. Y los dos, allí, dentro de aquella pequeña habitación de una camita concentrados en el sexo del otro.

Mientras en el silencio de la habitación solo se oían algunos chasquidos de lengua y gemidos ahogados, por fuera los desenvueltos y discretos movimientos de quién nada tiene que ocultar y todo que ignorar.

Habíamos acabado en el suelo para que los codos y rodillas no tropezaran con paredes o ser sorprendidos por una caída al vacío. La sangre hervía. En una época en que el porno no era cotidiano y ni jóvenes, ancianos y profesionales no exhibían sus acrobacias, había que ir a las salas X de la calle Cuenca de Valencia. Allí sentados, casi solos, observábamos las contorsiones de los actores en sesión continua, sin cortes. Con la única proximidad de los que se acercan a una pareja por si desean compartir su deseo y sus cuerpos. Le pedí que se quitara las bragas y lo hizo. Vi que bajaba un brazo y luego el otro y subió con ellas en un puño. Se las cogí y las olí antes de introducirlas entre mi camisa y mi pecho. Cuando bajé la mano me esperaba un sexo húmedo, abierto, y lo oí, mis dedos se abrieron paso y exploraron los recovecos de su intimidad. Se paseaban por un labio y el otro, el clítoris, la entrada. Ella respiraba agitada agarrándose al brazo que la torturaba mientras que la película terminaba con la copiosa emanación de aquel poderoso pene que media algún metro de la pantalla.

La luz nos cegó. Y alguien nos hizo saber que, aún siendo continúa, era el último pase del día... Sudando hasta el coche pero sin devolverle su prenda. Un castigo cariñoso. Me excitaba saber que se sentaba sobre su humedad.

Apenas sin decir nada entramos en aquella habitación que nos salvaría. Sus tetas se liberaron a la luz tenue que entraba de la calle. Brillaron. Adivinaba el perfil de sus pezones erguidos y se abalanzó sobre mi sexo. Medio sentado y ella inclinada lo vi desaparecer en su boca, llenarla, tensando los labios sobre un glande que lloraba. Al ritmo del cadencioso ritmo aparecía y desaparecía como un neón intermitente de una publicidad obscena evocando, con el brillo, lo que instantes más tarde era placer. El morbo de la presencia precedía a la oscuridad de su garganta.

No aguantaba más. Necesitaba actuar. Abracé sus caderas para acercar su cuerpo. Casi a cuatro patas y pude ver surgir de la oscuridad, subrayadas por la luz, las redondeces de sus nalgas. Por un instante un brillo central me permitió identificar mi objetivo. Me acerqué y olí profundamente. Pase la lengua sin presionar. Desde su profundidad a su botón. Me mojaba el bigote. Haciéndome sentir como un niño sorprendido mientras se amorra a la tarta de nata. Mi lengua empezó a entretenerse cerca de su orificio más estrecho, haciendo círculos, rodeándolo, alejándome para caer de dónde salían sus jugos y presionar en su clítoris. Ella se olvidaba de mi. No podía concentrarse. Pero mantenía sus piernas erguidas a pesar de la flojedad que la invadía. Me salpicaba la cara cuando estalló sin mediar aviso. Se escapaba sin que yo soltara sus caderas divirtiéndome con la lengua que se abría paso en su sexo que se contraía al ritmo de su placer.

videos porno
porno
cornudos